INVESTIGA PGJE HECHOS OCURRIDOS EN ZACACALCO

INVESTIGA PGJE HECHOS OCURRIDOS EN ZACACALCO

·         Se rescataron a dos policías municipales privados de la libertad por los pobladores.

·         Los elementos de seguridad municipal repelieron la agresión de la que fueron objeto.

La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) investiga los hechos ocurridos este jueves en la comunidad de San Cristóbal Zacacalco, perteneciente a Calpulalpan, donde la PGJE y la Comisión Estatal de Seguridad (CES) rescataron a dos elementos de la policía de ese municipio que fueron privados de la libertad por pobladores.

La intervención de las corporaciones de seguridad se dio luego de que varias personas del sexo masculino se opusieron a una revisión de rutina por parte de elementos de la CES, por lo que accionaron sus armas de fuego en contra de los uniformados.

Ante el latente riesgo, los policías estatales repelieron la agresión, lo que provocó que pobladores del lugar enfrentaran a los elementos de seguridad, por lo que arribaron en apoyo oficiales de la PF y municipal de Calpulalpan.

Sin embargo, la población privó de la libertad a dos elementos de la policía municipal de Calpulalpan, así como una de sus patrullas, la cual fue incendiada.

Con esta información, el grupo de oficiales de la Policía de Investigación, en coordinación con diferentes instituciones de seguridad, implementaron un operativo y entablaron un diálogo con los pobladores, quienes accedieron a liberar a los uniformados, mismos que no presentan heridas graves.

En tanto, una de las personas civiles que iniciaron las agresiones contra la Policía Estatal fue trasladada al hospital de Texcoco, Estado de México, donde perdió la vida. También hay tres lesionados más en el mismo nosocomio.

Derivado del incidente, el Centro Regulador de Urgencias Médicas (CRUMT) envió al lugar de los hechos una ambulancia, que trasladó a dos personas a una clínica particular del municipio de Calpulalpan.

Con el apoyo de elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y Policía Federal, se resguardó la zona, lo que permitió el restablecimiento del orden público y vial en la localidad.

Por lo anterior, la Procuraduría General de Justicia del Estado inició la carpeta de investigación correspondiente, que permitirá esclarecer la forma en que ocurrieron los hechos y con ello fincar o deslindar responsabilidades.